¿Sabes cuántas luces tiene tu coche?

¿Sabes cuántas luces tiene tu coche? ¿Sabes hay que hay hasta ocho tipos distintos de luces en un vehículo? ¿Y sabes cuándo utilizar cada una de ellas? En Vogauto, tu taller de coches en Getafe de confianza, queremos iluminarte (nunca mejor dicho…) y que tengas siempre claro cuando utilizar cada luz del vehículo.

1) Luces cortas o luces de cruce.

Cuando cae el Sol, todo conductor debe accionar el selector que hay a la izquierda del vehículo para activarlas. Estas luces se representan con un testigo verde en el salpicadero y sirven para iluminar la carretera y tener buena visibilidad. Al mismo tiempo, hace que otros conductores nos vean, pues en la parte trasera se ilumina la zona roja de cada uno de los faros. También se utiliza en túneles o en situaciones de niebla.

2) Luces largas o luces de carretera

Cuando hay noche cerrada, la carretera no se distingue bien y no tenemos tráfico a la vista, ni delante ni detrás, podemos activar las luces largas o luces de carretera. Éstas cumplen la misma misión que las cortas, con la diferencia de que tienen mucha más profundidad y por tanto iluminan más el camino. Por ley, no se pueden activar con coches o peatones a nuestro alrededor porque pueden deslumbrar con facilidad. Se representan con un piloto azul oscuro en el salpicadero.

3) Luces de posición.

Su intensidad es muy baja, por lo que su única función es que el resto de conductores nos vean. Se encuentran, en los coches más modernos, en los faros delanteros, y en todos los vehículos en los faros traseros (de color rojo). Se activan a la par que la luces de cruce, largas y antinieblas y su piloto es también de color verde.

4) Luces de marcha atrás.

Se hallan el los faros traseros del vehículo. Cuando se pone marcha atrás, se activan dos luminarias blancas que indican al resto que el coche va a retroceder. Igual que las de posición, sirven para que el resto de coches nos vean. En este caso concreto, para que vean la maniobra que estamos realizando.

5) Luces de freno.

De nuevo, hay que fijarse en la parte trasera del vehículo. Cuando se pisa el freno, la luz roja de los faros traseros se intensifica, indicando al resto que estamos frenando.

6) Los intermitentes.

Para indicar que vamos a hacer un desplazamiento lateral es obligatorio activar los intermitentes. Se encuentran a cada lado del vehículo. Así, al girar hacia cualquier sentido, parpadeará una luz naranja en el faro delantero, en el trasero y una pequeña luz en lateral del coche, aunque no todos poseen esta última luz. Cuando actives alguno de los dos intermitentes, parpadeará una flecha verde en el salpicadero del coche en la dirección que hayas escogido.

7) Luces de Emergencia

Los intermitentes también se activan en caso de parada del vehículo, avería o estacionamiento con el motor encendido. En este caso se llaman luces de emergencia y se activan accionando un botón rojo con forma de dos triángulos. Al pulsarlo, se encienden todas la luces intermitentes al mismo tiempo e indican al resto “precaución” porque tenemos el coche parado en un lugar que puede causar molestias. En el interior del vehículo, en este caso parpadearán las dos flechas de los intermitentes al mismo tiempo.

8) Luces antiniebla.

Las hay delanteras y traseras. Su uso es un poco más complejo, puesto que se activan o no dependiendo de la situación. En el caso de las delanteras, se activan siempre con con lluvia intensa, niebla, nieve, polvo o humo. Por su parte, las traseras se deben poner cuando haya lluvia intensa, niebla espesa, nieve intensa y polvo o humo denso. El testigo en el salpicadero es amarillo o verde.

En Vogauto queremos darte siempre los mejores consejos para que circules con precaución y seguridad. Y si deseas hacerlo todavía más seguro, no dudes en venir a nuestro taller de coches en Getafe para un mantenimiento y puesta a punto perfectos y al mejor precio.

Ponte en contacto con nosotros o vista uno de nuestros talleres.